viernes

Remanso de corales

Como la miel hizo estragos en el paladar
y el café hizo poros en los huesos
y el fiel elemento de antemano no espero su oportunidad
Es que el mundo no deja ser a ese punto
no deja aferrarse al estado principal
incluso cediendo a esa sublevación típica
como es que el límite exterior, en continuidad de cambios
se recrea otro mundo solo por el anhelo
a "esa" fruta prohibida


"Cuando te tambalees bajo el peso del dolor,
cuando ya no te queden más lágrimas,
piensa en la hierba que reluce...
después de la lluvia."

No hay comentarios:

Publicar un comentario